Perrita muere abrazada a su dueño tras sufrir un ataque por los fuegos artificiales

«¡Ella era nuestra amada mascota! Se llamaba Magui y acaba de morir. Era viejita y le tenía terror a la pirotecnia». Así parte el relato que Antonella Modasjazh viralizó luego de que su perrita bóxer muriera en los brazos de su hijo tras sufrir un ataque cardíaco debido al susto que le provocaron los fuegos artificiales.

La lamentable muerte de Magui ocurrió el pasado 14 de diciembre en la ciudad de Esquel, al sur de Argentina, y ha generado una campaña para que se evite el uso de fuegos pirotécnicos de manera indiscriminada, debido al efecto que tienen en las mascotas.

«No sabíamos más dónde meterla. Hoy mientras otros se divertían, ella la estaba pasando muy mal. Le agarró un ataque. Llamamos a todos los veterinarios de Esquel para que nos ayuden y ¡Ninguno nos atendió!«, continúa la publicación de Antonella.

«La perra murió en los brazos de mi hijo mayor rogándome que llame otra vez a todos, mientras yo intentaba comunicarme con alguno. Lamentablemente la estamos llorando con el corazón de mis hijos roto y el mío al no poder hacer nada», agregó la mujer.

La Asociación Amigos de los Animales Esquel (ADAE) compartió el caso de esta familia y compartió la campaña «#JusticiaParaMagui«, la que se volvió viral en Argentina para concientizar sobre los efectos de la pirotecnia en los animales.

Antonella por su parte se ha sumado a este llamado de «pirotecnia cero», pero además pidió que los veterinarios cuenten con turnos de urgencia para casos como este.

Durante las fiestas de fin de año miles de mascotas se ven afectadas por el susto y nerviosismo que les provocan los estallidos de los fuegos artificiales.

Los perros, por ejemplo, tienen una capacidad de audición tres veces mayor que los humanos por lo tanto se ven especialmente afectados.

O6SHA4G3QNAFLLFVRQGPFD76T4

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: