Abuelos asesinan a su nieto de 2 años porque no paraba de llorar

Un terrible asesinato mantiene consternado a los habitantes del distrito Kuybyshevsky de Novokuznetsk, Rusia, especialmente por la manera tan cruel y despiadada en que se llevó el hecho.

Un niño, de dos años de edad, fue estrangulado por sus abuelos y, posteriormente, metido en un horno.

De acuerdo a los medios locales, la pareja, de 52 y 48 años de edad, se encontraba en estado de ebriedad y cometió el delito irritados porque el pequeño, de nombre Dima, había estado llorando sin parar, consignó el portal británico Metro. 

Los devastados padres, María, de 20 años de edad, y Dmitry, de 25, regresaron a casa y nunca imaginaron encontrarse con esta situación.

Según las autoridades, ambos llegaron al lugar y solo encontraron la ropa de su hijo.

Tras el lamentable hallazgo, los progenitores llamaron a la policía y los abuelos fueron arrestados, mientras se realizan las investigaciones pertinentes.

«El análisis forense establecerá la razón exacta de la muerte del niño», declararon desde la policía.

En medio del dolor, la otra abuela del niño lamentó lo sucedido: «Nuestro pobre niño, ¿cómo no pudimos salvarte?».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: